Contador auditor y su relación con la transformación digital

La transformación digital está cambiando la forma en que se ejecutan los procesos en el sector contable y de auditoría. Al respecto, tecnologías como Inteligencia Artificial (IA), Big Data, Machine Learning, Blockchain y bots -sin olvidar el Cloud Computing- marcarán la pauta en el área.

En la misma línea, y de acuerdo con el asesor estratégico de negocios y tecnología Bernard Marrs, ya existen varias operaciones contables que pueden ser realizadas o simplificadas por herramientas tecnológicas:

  • Procesamiento de cuentas por pagar y/o cobrar.
  • Gestión de proveedores.
  • Adquisiciones.
  • Auditorías. Al respecto, resultados del informe “Pulse of the Profession” del IAI (2018), indican que el 62% de las tareas de Auditoría Interna han implementado de manera total o parcial la analítica de datos.
  • Proceso de cierre mensual y/o trimestral.
  • Administración de gastos.
  • Atención al cliente mediante chatbots.
  • Ingreso de datos contables y generación automática de reportes, a través de un software de contabilidad.

Nace una oportunidad con la transformación digital en el campo contable

La digitalización en el campo de la contabilidad y la auditoría podría suponer un riesgo para la empleabilidad de los profesionales del área. De hecho, resultados de un informe de la firma McKinsey indican que el 86% de las tareas desarrolladas actualmente por auditores y contadores pueden ser automatizadas en un futuro no lejano. Sin embargo, más allá de una amenaza, la transformación digital de la industria contable es una oportunidad para crecer profesionalmente.

Al desarrollar sus procesos con el apoyo de la tecnología, los contadores auditores pueden ser más productivos y competentes. Además, en la medida en que las tareas repetitivas se deleguen a aplicaciones o programas especializados, estos profesionales tendrán mayor posibilidad de realizar labores de mucho mayor valor para sus clientes, como análisis y asesoramientos.

Al respecto, lo que deberían hacer los profesionales es adoptar una cultura digital, implementar tecnologías de acuerdo a sus necesidades y centrarse en incrementar sus capacidades tecnológicas mediante la capacitación y el aprendizaje continuo. En la misma línea, las universidades deben reinventar sus programas académicos y alinear la carrera de Contador Auditor con la economía digital.

UNAB, ejemplo de la alineación de programas académicos con la era digital

La Escuela Contador Auditor de la Universidad Andrés Bello es un gran ejemplo de trabajo en lo que se refiere a formar contadores auditores aptos para desenvolverse en un contexto de transformación digital.

Para empezar, creó el programa académico Contador Auditor online. Esto ya supone un cambio a los paradigmas de enseñanza tradicionales y, por supuesto, una inmersión directa en las dinámicas digitales.

Además de ello, la institución cuenta un convenio de colaboración con Defontana, proveedor de software ERP 100% online, el cual incorpora un módulo especializado en labores contables, un tipo de herramienta fundamental en el mercado actual. En líneas generales, el acuerdo consiste en que Defontana pone a disposición de cada egresado de la carrera de Contador Auditor:

  • Una licencia gratuita de su software ERP 100% Web.
  • Un usuario multiempresas.
  • Capacitaciones online.
  • Soporte del software de forma gratuita.
  • Charlas semestral sobre las actuales tendencias tecnológicas para la mejor gestión de las organizaciones.

Sin duda, una excelente iniciativa pues -desde el inicio de su formación- familiariza a los estudiantes de la carrera de Contador Auditor con las exigencias de la era digital, acercándolos a las herramientas que utilizan hoy las empresas para el desarrollo de las tareas contables.

Para finalizar, cabe señalar que los contadores auditores son parte fundamental en la cadena de producción, puesto que son los encargados de revisar que los procesos sigan su curso con los presupuestos requeridos. En ese sentido, se convierte en ficha clave en la digitalización de sus clientes al mostrarles -con números y mediante asesoría avanzada- la viabilidad de la transformación digital que adelantan.